Ramón Carrillo: Su figura se agiganta ante lo caricaturesco de los Ginés Gonzáles, Gollán y el vacunatorio para privilegiados (PARTE II)

Salud | 2021-04-08 | 16:23:47

PARTE II

Cuando les mandó a decir a sus hermanos que trataran de conseguirle y enviarle medicamentos, la dictadura de Aramburu y Rojas se enteró y la embajada argentina en Brasil formuló una protesta formal por darle colaboración y medicamentos a “un delincuente perseguido”: el cargo era “ladrón de nafta”, porque decían que había habido un problema sobre el uso de la nafta en los coches del Ministerio.

No mucho después, el 20 de diciembre de 1956, Ramón Carrillo, el gran sanitarista, murió en Belén, Brasil. Su última voluntad fue ser enterrado en su Santiago del Estero natal, deseo que tanto el gobierno de facto de aquel momento como otros posteriores desestimaron “por razones políticas”. Recién en diciembre de 1972 sus restos fueron repatriados a la Argentina.

La obra

Mediante decreto del Poder Ejecutivo Nacional, el profesor doctor Ramón Carrillo fue designado Secretario de Salud Pública, cargo que asumió el 4 de junio de 1946. Durante su gestión, de menos de una década, hizo lo que sigue:

. Aumentó el número de camas existentes en el país, de 66.300 en 1946 a 132.000 en 1954.

. Erradicó en dos años enfermedades endémicas tales como el paludismo.

. Prácticamente hizo desaparecer la sífilis y las enfermedades venéreas.

. Creó 234 hospitales y policlínicos gratuitos, y varios centenares de dispensarios, laboratorios, establecimientos y programas de capacitación.

. Creó el Tren Sanitario que recorría los puntos más alejados del país a través de la red ferroviaria.

. Disminuyó el índice de mortalidad por tuberculosis de 130 por cien mil a 36 por cien mil.

. Terminó con epidemias tales como el tifus y la brucelosis.

. Redujo drásticamente el índice de mortalidad infantil del 90 por mil al 56 por mil.

. Dio importancia prioritaria al desarrollo de la medicina preventiva y a la organización hospitalaria.

. Creó un Instituto de Cibernología o Planeamiento Estratégico, aplicando la cibernética al arte de gobernar.

. Fundó un Instituto de Ciencias del Hombre para poder fundamentar por qué respetar a las personas y por qué dejar todo por la gente, como él hacía.

“Debemos pensar que el enfermo es un hombre que es también un padre de familia, un individuo que trabaja y que sufre: y que todas esas circunstancias influyen, a veces, mucho más que una determinada cantidad de glucosa en la sangre. Así humanizaremos la medicina”.

Ramón Carrillo

“Mientras los médicos sigamos viendo enfermedades y olvidemos al enfermo como una unidad biológica, psicológica y social, seremos simples zapateros remendones de la personalidad humana”.

Ramón Carrillo

[1] El Dr. Mario Crocco, neurobiólogo ítalo-argentino, es también director del Centro de Investigaciones Neurobiológicas del Ministerio de Salud. Es considerado “el padre del Bicho Colorau”: en 1976 su investigación de la hipotética bacteria que pudo haber sido detectada por el programa Viking en el planeta Marte produjo la que sería la primera patente del mundo de un organismo vivo artificial.

  La versión original de este artículo está publicada en Viento Sur Nº7.



Comentarios

No hay comentarios para esta noticia.-

COMENTAR, OPINAR

*El mensaje queda pendiente de aprobación